Acantosis nigricans, es el nombre que se le conoce al oscurecimiento que puede aparecer principalmente en el cuello, axilas, nudillos, codos y entrepiernas. Esta se produce debido a que las células del cuerpo no pueden absorber la insulina que segrega el páncreas, lo que conlleva a que este órgano segregue cada vez mayores cantidades y la piel se vea afectada.

La personas que son más propensas a desarrollarlas son:

  • Personas con sobrepeso y obesidad
  • Mujeres con síndrome de Ovarios Poliquísticos.
  • Pacientes con Hipotiroidismo
  • Personas con diabetes
  • Personas que sufran de hipertensión o estrés agudo.

Se debe acudir a un dermatologo dado los síntomas que se presenten en la piel, sin embargo un médico endocrinólogo sería más apropiado para ofrecerte un tratamiento más profundo. Sólo es posible disminuir las manchas corrigiendo la resistencia de tu cuerpo frente a la insulina, y esto sólo puede lograrse con dieta, actividad física y en casos muy específicos con medicamentos. Recuerda que las células de la piel se renuevan constantemente por lo que conforme avance el tratamiento el color y la apariencia se irá normalizando. Es importante tener en cuenta que los tratamientos para quitar las manchas o blanquear la piel pueden ayudar a eliminarla, sin embargo, dado que es un problema interno de la piel es probable que vuelvan a aparecer.

Consejos: 

  • Evita el uso de cremas depilatorias para quitar el vello de las axilas, ya que tienen ácidos y sustancias químicas que pueden agravar la oscuridad en esa zona.
  • Evita el uso de la maquina  de afeitar, ya que dañan la piel. Es mucho mejor depilarse con cera o aquellos métodos que quitan el vello de raíz.
  • Procura usar prendas flojas y “transpirables” en la zona de las axilas.
  • Lava las axilas  adecuadamente con agua y jabón. La falta de higiene  causa ese sombrado poco atractivo debido a la acumulación de suciedad y aceites.
  • Realiza una mezcla de miel, leche en polvo y jugo de limón hasta formar una pasta. Luego, aplícalo en la piel de las axilas. Deja actuar durante 15 minutos y enjuaga correctamente. Sigue este tratamiento varias semanas y verás los resultados.
  • Mezcla  vinagre blanco y bicarbonato de sodio y aplícalo debajo de los brazos 2 veces al día. Estos son limpiadores naturales que te ayudarán a remover las manchas en tus axilas.

Dejar respuesta