REINO UNIDO (Redacción) – Charlotte Harrison decidió comprar a través de eBay un extraño huevo que ofrecían por unos 30 dólares. El producto llegó a su casa y se encargó de incubarlo por 47 días. Mirá lo que pasó en las fotos al final de esta nota.

La mujer, madre de familia, vio una oferta en Internet, en donde se ofrecía un extraño huevo que, según la publicación, era decorativo. La posibilidad de que pudiera tener alguna sorpresa, la hizo buscar cómo darle calor para que, sí había vida gestándose, el proceso llegara a su fin.

Entonces, Charlotte, que vive en Bordon, Hampshire, Reino Unido, puso el huevo en un recipiente con una lámpara para que recibiera el calor necesario que necesitan las aves para nacer. Entonces, el huevo de cáscara oscura y gruesa quedó inmovil por 47 días.

Al cumplirse ese tiempo, esta madre de 24 años que compró el huevo en noviembre de 2016 se llevó una gran sorpresa. De pronto, la cáscara comenzó a romperse y comenzó a emerger un pequeño plumífero. Al principio, no sabían de qué ejemplar se trataba, pero estaban muy sorprendidos por la llegada de un nuevo integrante a la familia.

Al empezar a investigar, descubrieron que se trataba de un Emú Australiano, el cual la pequeña hija de Charlotte ha bautizado como Kevin. “Me siento muy unida a él, debe ser porque el proceso de incubación en el que lo dejé y la posterior eclosión genera lazos muy similares al embarazo y el parto”, expresó la mujer a Metro. A pesar del amor que surgió entre el ave y la familia, pronto deberán enviarlo a un corral especializado cercano a la vivienda de la familia, ya que el emú alcanza una altura de casi dos metros.

Mirá las divertidas y sorprendentes imágenes de Kevin y su familia:

 

 

imagen
imagen
imagen
imagen

Dejar respuesta